socias de pequeñas, hermanas de la vida (1)

21 Ago

“Maybe we could be our soul mates, and then, let men be just these great cute guys to have fun with”

Sex and the City, Charlotte dixit.-

…..

Lucía y Camila se conocieron cuando tenían 12 años en un colegio de pueblo, de monjas para niñas, bajo la condición excluyente sine qua non de no poseer apéndice viril.

Al principio no se soportaron, pero no les quedó otra que sentarse juntas porque se habían quedado sin amigas ambas.

Típicos duelos de la escuela primaria.

“Te querés sentar conmigo?” dijo Lucía, resignada ante su única opción.

“Bueno dale” aceptó Camila, sin ver otras caras amigables, revoleando los ojos.

En el inicio, tal cual génesis, Camila no le prestaba la goma ni dejaba a Lucía que se copiara en las pruebas. Egoísta como ella sola y malcriada.

Lucía quería mirar la hoja de Camila y le reventaba que, si bien Camila tomaba la regla de Lucía sin pedir permiso, no había retribución de su generosidad. Qué tipa jodida.

Con el correr de los días se dieron cuenta que entre tanto abismo aparente entre ellas, la una la nerd del grado y la otra, la popular que ya salía a sacudirse en las matinés, había un germen de luz en común: los cursos, los proyectos y ambicionar algo para sus vidas.

Surgió primero el hacer inglés juntas en la Cultural. La nerd se imaginaba a si misma una alta ejecutiva y el english era un tool necesario, proyectando 10 años mínimos hacia delante.

Lucía y su inteligencia nata ambicionaba algo más para su vida que una vida de pueblerina y un almacén de barrio y el inglés prendió también.

Camila la pasaba a buscar a las 8 de la mañana los sábados, y una Lucia trasnochada la recibía y le metía excusas inverosímiles mientras se sacudía el pintalabios Tammy de la boca.

Camila se iba furiosa y sola a inglés a formarse.

Camila no estudiaba nunca y se sacaba diez. Lucía se esforzaba y también le iba bien. Dejó de faltar también. Camila prometió y juró no gastarse la plata destinada a sus cursos en ropa de pueblo.

Después surgió tenis. Ser tenistas en Roland Garros era un sueño muy lejano para sus cuerpos poco hábiles, así que siguieron con hockey. Quedaron los palos de hockey en un rincón poco a poco. Después finalmente calzaron con Aerobics y Step. Calzas, medias azules y coreografías. Ahí si que eran buenas.

Con el tiempo empezaron a conocerse de verdad. Ambas querían salir de sus encierros hogareños. Una, Camila, sobreprotegida y a la que no dejaban salir ni a la esquina, con los cursos encontraba la salida justificada y los permisos: así se permitía escapar de inglés y se tiraban en la calle a ver chicos lindos y comer sándwiches.

La otra, solitaria en su casa, encontraba en Camila un refugio para comer torta de chocolate en la familia numerosa de Camila y no trasnochar tanto.

Camila amaba la ropa de Lucía. Lucía jugaba con las hermanas de Camila. A Lucía le divertían las caras de Camila. A Camila le gustaban los planes de ver chicos lindos que Lucia conocía del barrio. Iban a bailar pero solo si el papá de Camila las iba a buscar.

Al año siguiente, se volvieron a sentar juntas. Pero esta vez se eligieron sin dudar.

Formaron el fans club de New Kids On the Block. Atisbos de empresarias , a  los 14 años facturaban merchandising traído de USA para sus “socias”, editaban una revista, cobraban a las socias que querían ingresar a tan selecto club. Robaban hojas en la calle Florida de sus ídolos adolescentes debajo de las remeras y corpiños. Y luego las revendían. Tuvieron hasta su propio programa de radio.

Armaron “la fiesta de los New Kids” en selecto salón con pantalla gigante y plataforma elevable y duplicaron la inversión.

Llegaron los primeros besos, las primeras caricias con los chicos del barrio. Los primeros recitales, los primeros anillos y vestidos bobos de fiestas de quince con los infaltables zapatos brujitas.

Se nutrían ambas como una arteria de un mismo cuerpo: Camila se hizo menos nerd y empezó a disfrutar la adolescencia. Empezó a rebelarse, a mentir, a fugarse, a no ser tanto la nena buena.  Lucía no salía tanto de noche y compartía más las horas del día con Camila. Encontró la hermana que no tenía.

Con los años se hicieron amigas inseparables. Hermanas.

Como una arteria central e indispensable de un mismo cuerpo, como órgano vital, hasta se las llegó a considerar lesbianas y empezaron a parecerse físicamente.

Hicieron amigos en común, tuvieron novios, sufrieron pérdidas irreparables.

Se pelearon en quinto año. Complot, mentiras, pendejadas se entremezclaron y en la fiesta de egresados Camila lloró toda la noche sola en un rincón. Lucía ya  no la quería en su vida.

Típicos duelos de la escuela secundaria.

Una muerte vendría a tan temprana edad a empañarlo todo. También a volvería a reunirlas.

Lucia se enteró que en esos años Camila hizo el viaje a Europa de mochilera que tanto habían planificado juntas años anteriores,  noches enteras, marcando ciudades, soñando iglesias, tocando óleos, pero con otra amiga. Camila había hecho su vida sin ella.

Intentó reconquistarla con ir juntas al mismo gimnasio pero Camila estaba en otra. Nuevamente el tiempo intervino con sus gaps.

Pasaron 6 años. Ya, 22 años,  surgió un hecho inesperado.  Un giro rotundo y un poco kitsch en la historia de nuestras heroínas.

Uno de los New Kids venía a Argentina.

Una la llamó a la otra. Vamos? Somos grandes…. si ya se, pero sería cobrarnos una deuda pendiente…

Tuvieron la foto anhelada con su ídolo. Y no se separaron más.

“Te extrañe estos años.”

“Yo también. No hubo un día que no me arrepintiera de pelearme con vos.”

Hasta que la crisis del 2001 y los sueños de volar lejos de Lucía las separó, pero solo físicamente.

Ellas aún desconocían que el destino que ambas elegirían tan disímiles, las uniría nuevamente.

Camila se transformó en una ejecutiva medianamente exitosa lidiando con políticas y villanos.

Lucia se dedicó a disfrutar del arte y la fotografía, el periodismo, los viajes, la vida plena lejos de las exigencias corporativas.

Pero son hermanas, y su naturaleza recordó y tomó cuerpo. El órgano vivo unitario hizo nuevamente sinapsis. El latir de sus venas y fibras se acentuó. El destino las volvería a reunir en un mismo lugar, aunque no físicamente.

La arteria seguía viva, solo que se estiraba unos miles de kilómetros por sobre hilos de océano mar.

Continuará

Anuncios

34 comentarios to “socias de pequeñas, hermanas de la vida (1)”

  1. Otra desacertada... 21 agosto 2009 a 2:13 AM #

    Es increible cómo los mejores amigos de la infancia o la primera adolescencia siempre terminan siendo un bello recuerdo pero muchas veces seres absolutamente desconocidos para uno.
    Eso me hace pensar que uno cambia muchísimo en esos años. Tanto que hasta se vuelve un opuesto de aquello que fue.
    Me pasó con una amiga de la infancia que ella terminó siendo militar y yo, bueno, yo estoy en sociales de la UBA, de militar ni un pelo jejejejeje
    Besotes y lindo post!

    PD: no creas que mi historia es disonante con la tuya, a pesar de las diferencias y de que ella hace mucho no vive en Bs As siempre seremos hermanas de la vida. Nos vimos en nuestras graduaciones y seguro la contactaré para la mía que se avecina.

  2. carlayork 21 agosto 2009 a 2:20 AM #

    Gracias Mery! igual esto sigue, afortunadamente nosotras seguimos unidas. Besotes

  3. Roberto Arancibia 21 agosto 2009 a 5:29 AM #

    Mira como son las cosas, llegué aquí por el link en tu Twitter, y me he quedado de los más intrigado con lo de Lucía y Camila. Tengo un par de amigas así. Una tiene un trabajo “serio”, de esos de oficina formal, horarios y demases, la otra, más new age, hace reiki, yoga, biomagnetismos, y todos los naturalismos juntos. Pero se quieren, claro que se quieren.

    Esperaré el resto de la historia,
    saludos Carla, desde Chile.

    • carlayork 21 agosto 2009 a 1:01 PM #

      Roberto bienvenido!!! me alegra mucho cuando llegan nuevas personas al blog y justo hoy, en esta historia que tendrà varias partes!! espero tus visitas!! besos, carla.

  4. verasmith 21 agosto 2009 a 1:18 PM #

    Hermosa contada, York. Felicitaciones. Y un beso grande grande a la que está lejos, si es que nos está leyendo. Todo pasa.

  5. Willy Polvorón 21 agosto 2009 a 1:26 PM #

    Saludos! leyendo los “contenidos” de tu blog realmente me cuestioné la bondad del alcance masivo y libertad que proporciona Internet. Tu nivel narrativo es casi el mismo de una nena de 8 años, aproximadamente.
    Supongo que tus intenciones son buenas igual, confieso que me rei muchísimo, y no puedo esperar por leer la continuación de esta “atrapante” historia. saludos!
    PD: Tu máxima sobre el “Río de la Vida” me hizo estremecer

    • carlayork 21 agosto 2009 a 1:41 PM #

      Gracias por tus elogios!! ser una nena de 8 años es mi intencion! y no tener un gran nivel literario, besos!

      • almha 21 agosto 2009 a 7:00 PM #

        el hecho de estar en internet no significa anonimato total, la tecnología te pudede decir donde estás, quien sos, y si estas cerca….tan cerca qeu compartimso numeros….besitos

        • carlayork 21 agosto 2009 a 7:02 PM #

          Es muy triste que las cosas no puedan decirse de frente. Sobre todo sabiendo direcciones de IPs.

          • Willy Polvorón 25 noviembre 2009 a 5:07 PM #

            Hace rato que no entraba en tu blog Carlita! y me encontré con estas respuestas…
            Mucho IP, mucho Internet, anonimato… la verdad que tenés más futuro como hacker que como escritora/opinóloga/”blogger” o como sea que te definas…
            Saludos para “Almha” (WTF?) ta bien que la h es muda pero…

            • carlayork 25 noviembre 2009 a 10:16 PM #

              jajaja me divertis mucho Willy, realmente. La evidencia dice lo contrario, pero como siempre sos muy bienvenido a criticar y despedazar mis escritos. Amo las criticas…

  6. pau 21 agosto 2009 a 3:26 PM #

    me encanto! no hay amistad, para mi, q se compare con las de la infancia.
    solo el q siente , de esa manera, puede entender… lo importante y significativo de una amiga en esa etapa de la vida.
    La nostalgia me invade , pienso en dos personas ( q estan lejos) muy diferentes ,q me encantaria volver a elegir ahora, con otro camino recorrido y muchas cosas para contar.
    Muy LINDA HISTORIA.

    • carlayork 21 agosto 2009 a 3:29 PM #

      Gracias Pau, la propuesta un poco era viajar a la infancia, lograr con las palabras ese vivenciar y traerlo al presente, por motivos puntuales, y por lo que lei lo he logrado ampliamente. Gracias!

  7. malu 21 agosto 2009 a 3:30 PM #

    amiguis por fin lei tu blog! me gusto muchio. besis

    • carlayork 21 agosto 2009 a 3:39 PM #

      me alegro que hayas largado la pupe y me hayas dedicado unos minutos juaaaaa (tengo la foto de las 3 y vos viniendo a sacar la picture automatica con tus uñas uva)

  8. Lady 21 agosto 2009 a 3:48 PM #

    Qué preciosa historia!

    Besos y espero la continuación!

    • carlayork 21 agosto 2009 a 3:52 PM #

      gracias, prometo que tiene un cierre que dibuja una elíptica sorprendente.

  9. Dobel G. 21 agosto 2009 a 6:11 PM #

    Hay algo en esta historia que no me cierra.
    Vereemos como sigue.
    Saludos.

    • carlayork 21 agosto 2009 a 6:30 PM #

      jajajajajaa Dobel, va a cerrar. Lo que no se es si te va a gustar. Besos

  10. RAMMSES 21 agosto 2009 a 7:58 PM #

    La vida misma y te has dado cuenta de cuantas Camilas y Lucías hay afuera?..Amistad, una de las más sublimes expresiones de amor.
    Saludo.

    • carlayork 21 agosto 2009 a 8:32 PM #

      Gracias Rammses, por suerte hay muchas Camilas y Lucías. besos!

  11. Superchic 22 agosto 2009 a 12:14 AM #

    Cual New Kid vino a la argentina? espero el final del la historia!

  12. carlayork 22 agosto 2009 a 12:33 AM #

    juaaaaaa me mato el comment!!!! te averiguo….(no lo se) besos!!

    • Otra desacertada... 22 agosto 2009 a 1:59 AM #

      Ojo que vinieron dos: Jordan Knight y Joey Mc Intyre jejejeje
      Si, lo sé, y me da un poco de verguencita… pero bue jejejejeje
      Besos

      • carlayork 22 agosto 2009 a 3:38 AM #

        Ay mery juaaaa….al fin veo que las mujeres y hombres de mi generacion han captado el mensaje!! y si, fui a las fuentes (al menos la que quedo en argentina) y vinieron dos pero la foto de Camia y Lucia bien KISCH con cara de adultas con dos colitas en conocido resort de Costanera (privada la cosa) fue con Joey .
        En fin, como todo con el paso del tiempo, los temas dejaron de ser las gomas de borrar y el fans club.

        • Otra desacertada... 22 agosto 2009 a 5:43 PM #

          Para ser los ojos claros de Mc Intyre jejejejejej
          Lindo – lindo tipo ese…
          Ahora escucho otra música (viste que se te va la pubertad y decís: mierrr… qué hacía escuchando estos tipos??? Aunque yo soy de la generación Backstreet Boys, N Sync… etc etc) pero en este tiempo la belleza de ese hombre no se ha agotado jejejeje
          Besos y mataría por ver esa foto!!!

  13. Vivi 24 agosto 2009 a 3:03 PM #

    Querida Carla,
    Me alucinan tus historias…no te detengas!!! Y recuerda: “hablan Sancho, señal que cabalgamos”.

  14. Sofi Fernandez Ascuenaga 24 agosto 2009 a 11:10 PM #

    Carla, me encanto la historia y tu nivel narrativo.
    quiero la segunda parte!!!

    • carlayork 25 agosto 2009 a 12:18 AM #

      ya yaya llega, es una promesa. Un placer que te hayas pasado por aca!!!

  15. Lucecita 25 agosto 2009 a 4:30 AM #

    Muuy linda historia….esperando el final con ansias!! Me recordó a mis amigas q no veo hace mucho.GRACIAS!!

    • carlayork 25 agosto 2009 a 4:36 AM #

      Bienvenida! y la idea es un recorrido de una amistad entre mujeres a lo largo de las diferentes etapas de la vida…A reencontrarse! Y no te pierdas la parte 1 de la historia! besos

  16. Regina Rauda 30 diciembre 2009 a 6:31 PM #

    Es hermoso, es alucinante como dos personas sin ser de la misma sangre pueden sentir tal unión…Alucinante.

Trackbacks/Pingbacks

  1. Twitter Trackbacks for socias de pequeñas, hermanas de la vida (1) « Deja Correr el Río [dejacorrerelrio.wordpress.com] on Topsy.com - 21 agosto 2009

    […] socias de pequeñas, hermanas de la vida (1) « Deja Correr el Río dejacorrerelrio.wordpress.com/2009/08/21/socias-de-pequenas-hermanas-de-la-vida – view page – cached #Deja Correr el Río RSS Feed Feed de Comentario Deja Correr el Río » socias de pequeñas, hermanas de la vida (1) Deja Correr el Río melanie codigos — From the page […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: